No te preocupes. El auto está garantizado y la garantía sigue vigente, en las condiciones originales estipuladas en el contrato de compraventa.